vie. Oct 18th, 2019

Cuatro radios comunitarias obtuvieron sus licencias: Estación Sur, Tinkunaco, Sur y Aire Libre

estacionsur

Cuatro radios comunitarias obtuvieron su licencia por parte del Ente Nacional de Comunicación (ENACOM) luego de años de lucha. Se trata de Radio Estación Sur, de la ciudad de La Plata, que tiene 13 años en el aire; FM Tinkunaco, de José C. Paz con 20 años; Radio Sur de Córdoba Capital que cumplió 30 años; y Aire Libre Radio Comunitaria de Rosario que lleva 31 años en transmisión.

“Alguna vez pensamos que tener una licencia era algo tan lejano a las posibilidades que teníamos, sobretodo en una ciudad como La Plata en una zona de conflicto”, expresó Corina Duarte una de las fundadoras de Estación Sur.

Además sostuvo que “la legitimidad de nuestros medios está dada por el ejercicio cotidiano del derecho a la comunicación y del aliento al ejercicio de ese derecho por todas y todos, pero siempre viene bien el reconocimiento y bienvenida sea la legalidad”.

Daniel Sambrana, integrante de FM Tinkunaco, señaló que “sentimos profundamente que es un logro colectivo de toda la red y de todos los que construimos espacios de comunicación popular y comunitaria”.

“Es una emoción y una alegría enorme para ir también por todas las licencias que faltan, hasta ocupar el 33 por ciento que nos otorga la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual”, completó.

surPor el lado de Radio Sur, Mario Farías, compartió como se siente la emisora: “Estamos muy contentos de este logro colectivo. No solamente es un logro de todos los que hacen todos los días la radio en Córdoba, sino de todos los compañeros y compañeras que integran el Foro Argentino de Radios Comunitarias”.

Daniel Fossaroli, referente de Radio Aire Libre y uno de los fundadores de FARCO, lamentó que hayan transcurrido 30 años para que se reconozca la legalidad de los medios de comunicación de las organizaciones: “Cómo puede ser que para que el Estado reconozca que teníamos razón, que lo que estaba mal era una Ley impuesta por un gobierno militar, y que nosotros no éramos delincuentes, que los delincuentes fueron los que impusieron esa Ley, pasen 30 años para que el mismo Estado tenga que decir que teníamos razón, la comunicación es un derecho y que nosotros también tenemos derecho a tener una licencia”.